Jalapa cuenta con un Intensivo de papel para poder tratar a pacientes de COVID-19

(Tiempo estimado: 2 - 3 minutos)

Hace ya muchos años inició con mucha publicidad la obra de construcción de un Intensivo en el Hospital Nacional de Jalapa, obra para la cual se usaron fondos de Consejos de Desarrollo del Departamento de Jalapa.


Esta obra tiene mucha historia que contar en Jalapa, pues inició como un Intensivo y luego le cambiaron el nombre a Ampliación del Hospital Nacional.


Posteriormente a ello se indicó que no se habían tomado en cuenta estándares básicos para la construcción de un Intensivo y el equipo que este mismo debe llevar obligatoriamente.


Pasaron los años y la obra nunca se terminaba, incluso a la fecha el proyecto no ha sido entregado, en este lapso se llegó a la conclusión que el CODEDE nunca tomó en cuenta ni el equipamiento ni el personal que debe laborar en un Intensivo, por lo tanto, no se podía utilizar para el propósito inicial que fue construida esta ampliación, ya que el Ministerio de Salud Pública no podía contaba con el presupuesto para que esta obra funcionara.


La obra empezó en el año 2013, con fondos de Consejos de Desarrollo y ejecutado por la Municipalidad de Jalapa (Administración Elmer Guerra) y debido a su inconsistencia, fue construido como una ampliación y se habló que se utilizaría para oficinas en lugar de Intensivo, situación por una demanda en la Administración Municipal anterior, la obra simplemente no puede ser utilizada.


La llegada de la Pandemia del COVID-19 (SARS-CoV-2) obliga a algunos pacientes a utilizar respiración artificial, es decir, cuidados intensivos, sin embargo, los pacientes jalapanecos deben ser trasladados hacia otro Centro de Asistencia, fundamentalmente porque en Jalapa no se cuenta con ningún equipo especial para poder atender esta Emergencia.


Es increíble que 7 años después, esta obra de casi 3 millones de quetzales simplemente haya quedado en oficinas y todo el mundo esté tranquilo con la obra entregada, especialmente ahora que realmente se necesita tener este tipo de obra que ya fue pagada con los impuestos de los jalapanecos.


El día que los jalapanecos entiendan que el Gobierno no se mantiene solo, que el dinero que el Gobierno usa para las obras salen de los impuestos que pagamos todos los días, entenderá que las obras del CODEDE de Jalapa no pueden hacerse de manera tan absurda y tener obras como las Cámaras de Seguridad, las Subestaciones de PNC, el Edificio de la Mujer y el Intensivo del Hospital Nacional.


Además de las obras municipales como la renta con opción a compra (8 millones de quetzales) de lámparas para alumbrado público (Administración Elmer Guerra) y las Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales (3 millones de quetzales la de El Lazareto en la Administración de Mario Estrada Ruano) que nunca se utilizaron.


En dado caso usted necesite respiración artificial debido al contagio de COVID-19 seguro no podrá ser atendido en Jalapa en las oficinas-intensivo de 3 millones de quetzales, a pesar de ser el municipio número 11 en cuanto a habitantes en el país, Jalapa no cuenta con un Hospital Nacional acorde a la cantidad de personas que habitan.
Para colmo, el Presidente anunció que se construirían nuevos Hospitales Nacionales en el país y Jalapa no está incluido en este listado.